sábado, agosto 29, 2015

Concha García: poeta española en Buenos Aires

El próximo martes 8 de septiembre, a las 19.30, nos visita la poeta española residente en Barcelona, Concha García.
Leerá poemas de sus dos últimos libros: Acontecimiento (Tusquets, 2008) El día anterior y al momento de quererle (Calambur Editorial, 2013).
Entrada libre y gratuita.Casa de la Lectura, Lavalleja 924, Villa Crespo, Ciudad de Buenos Aires.
 

Concha García: (La Rambla, Córdoba, España, 1956).
Reside en Barcelona desde su infancia. Es licenciada en Filología Hispánica, cofundadora del Aula de Poesía de Barcelona y presidenta de la Asociación Mujeres y Letras. Ha sido incluida en diversas antologías y galardonada con importantes premios, entre los que se destacan: Premio de poesía Barcarola en 1987 y Jaime Gil de Biedma en 1994. Fue además finalista de los premios Claraboya en 1986 y Ámbito literario en 1986 y 1987.
Obra poética: Rabitos de pasas (1981), Trasunto, Por mí no arderán los quicios ni se quemarán las teas y Diálogos de la hetaira, publicados en 1986, Otra ley (1987), Ya nada es rito (1988), Desdén (1990), Pormenor (1993), Ayer y calles (1994), Cuántas llaves (1998), Árboles que ya florecerán (2001); Lo de ella (2003) , Ya nada es rito y otros poemas (Obra reunida.2003), Acontecimiento (2008).
Además, es autora de la novela Miamor.doc (2002) y del diario “La lejanía, Cuaderno de Montevideo” (2012).
http://conchagarcia1.blogspot.com.ar/


viernes, agosto 28, 2015

Fernando Noy: poemas






Postal sonora

Escribe y suena el aparato
Ni siquiera se levanta a contestar
Al fin logró ya no escucharlo
Aunque un teléfono sea más que alguien.


Vaivén

Tengo miedo
De caer del tiempo
Porque es el único
Dios que nos queda.


Aria

Porque das al que calla
y quitas a quien no supo dar.
Así también te incumben
asuntos tan secretos
retrocediendo lo oscuro
ante tus garras de cristal.

Advertencia

Tan solo este instante
se reserva el derecho de admisión
como una casa limpia
donde jamás entramos.

Fernando Noy. De su libro La orquesta invisible.

miércoles, agosto 26, 2015

Hilos Editora: Notas sobre poesía

Hilos Editora anuncia la salida de su nuevo libro: Notas sobre poesía, de Paul Valéry. Traducción Hugo Gola.

viernes, agosto 21, 2015

Solicitada: RECHAZAMOS LA DISTINCIÓN DE LA SEA A LUIS GREGORICH

Solicitada
 
RECHAZAMOS LA DISTINCIÓN DE LA SEA A LUIS GREGORICH
 
A raíz de la decisión de la SEA (Sociedad de Escritoras y Escritores de la Argentina) de distinguir como Socios Honorarios a Sylvia Iparraguirre, Luis Gregorich, Tomás Abraham y Paulina Juzsko el pasado 15 de junio de 2015, en el día del Escritor, los abajo firmantes queremos impugnar éste y cualquier otro cargo honorífico destinado a Luis Gregorich, quien fuera activo colaborador de la dictadura en su rol de periodista entre los años 1976 y 1983.
 
Para adherir, enviar nombre apellido y número de documento a:repudiohonoragregorich@gmail.com
 
Declaraciones de Luis Gregorich en los medios de comunicación
1976-1983 [1]
 
24/8/76, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “No debe ser olvidado el lugar prioritario que el Presidente de la República postuló para la cultura en varios de sus discursos … Reiterando las palabras del teniente general Videla sobre la prioridad de la cultura el Estado tiene un cometido irrenunciable que debería comenzar – y de hecho ya ha comenzado – a ejecutar”.
- “No puede esperarse que la actividad cultural en el país haya experimentado durante los 150 días de gobierno de las Fuerzas Armadas cambios profundos o trastornos espectaculares ..., y sería cándido pretender que apenas 5 meses de una etapa correctiva dominada por otras urgencias ... produzcan resultados visibles en este delicado terreno”.
 
2/1/77, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “Tal vez la lucha antisubversiva acaparase las mejores energías”.
- “En este delicado territorio, el accionar del gobierno militar argentino no resultó tan inquietante como podían hacerlo prever los antecedentes históricos. Ya se sabe que en buena parte de los gobiernos surgidos de golpes militares en América Latina –casi siempre autoritarios y conservadores– se forma una coalición en que las tradicionales clases poseedoras se hacen cargo de la conducción económica, en tanto las áreas educativas y culturales son entregadas, como botín, a sectores ultramontanos que a su modo han participado en la lucha por el poder. A excepción de unos pocos episodios aislados los militares argentinos que se hicieron cargo del gobierno el 24 de marzo último no optaron por esta infecunda estrategia. Sus máximas autoridades, más de una vez, postularon la defensa del pluralismo y de la organización democrática de la sociedad”.
- “La Iglesia Católica adoptó, como institución, una postura ejemplar, y no apoyó ningún cercenamiento de las libertades individuales ni quiso apartarse un ápice de su misión evangélica”.
 
6/3/77, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “Tal vez no haya habido, en el pasado inmediato, un momento tan favorable como el presente, en el que la literatura se muestre, súbitamente, en toda su disponibilidad. Vivimos una etapa de vibrante transición, en que la desaparición de ostensibles mitos aún se resuelve en un clima de fecunda expectativa”. 
 
26/6/78, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “Prefiero no hablar de resultados –altamente halagüeños para la Argentina – ni insistir acerca de la eficacia alcanzada en los aspectos organizativos. Era lo menos que debía aliviarnos nuestro orgullo nacional.”[2]
- “Es el país, en todo caso, el que se ha plebiscitado a sí mismo, reafirmando su personalidad y su continuidad y proyectándolos al mundo”.[3]
- “Ganar, definitivamente, la batalla de la paz y proyectar el país hacia un futuro puro democrático”.[4]
- “El ‘espíritu del Mundial’ es una carga colectiva de confianza y vitalidad”.[5]
- “Al gobierno tocará, entonces, estar a la altura de este ´espíritu del Mundial´ ... Es un poco más difícil que organizar o ganar un Mundial, pero vale la pena intentarlo”.[6]
 
1978, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “Hoy más que nunca, ante la auspiciosa medida oficial, es lícito hacerse estas reflexiones. Y conviene releer atentamente el excelente discurso del Secretario de Información Pública para enterarse de cuánto se ha avanzado en el terreno conceptual en la coincidencia entre gobierno y periodismo”.
- “Ahora vale la pena que los periodistas asumamos en todo su valor la decisión oficial”: “decisión que merece ser celebrada”.
- “La segunda cualidad indispensable para que tenga sentido la libertad de prensa es el espíritu crítico. Los gobiernos débiles o histéricos no le tienen ningún afecto, los gobiernos fuertes, en cambio, lo promueven porque carecen de complejos de culpa y porque saben que es humano cometer errores”.
- “La libertad de prensa se nutre de un tercer principio que es simplísimo y que a la vez implica una incalculable responsabilidad ética y social: decir la verdad (...) Un tercer rasgo que define a la libertad de prensa: su carácter pedagógico y creador”.
- “El periodismo ... también debe tener la suficiente cultura e información para que sus propuestas sean razonables”.
- “El momento elegido también es oportuno por otro motivo: hay entre nosotros muchos representantes de la prensa internacional, convocados por el Mundial de Fútbol, y no podrán menos que transmitir a sus respectivos países este indudable gesto positivo”.
 
10/3/79, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “En el debate que se avecina tendrán tanta responsabilidad como el gobierno militar y sus asesores, los intelectuales, los periodistas, los docentes, los juristas, los profesionales, los sindicalistas, los empresarios, los escritores y los artistas, es decir, todos los que puedan ofrecer puntos de vista originales y propios … dentro de límites de razonabilidad plausibles”. 
- Partiendo del reconocimiento de que los dos “modelos aplicables en nuestro país... –la socialdemocracia ... y el conservadorismo liberal–” coinciden en asegurar la “presencia institucional de las Fuerzas Armadas en el sistema de gobierno a través de su inserción en un Consejo de Seguridad o algo parecido (y un consiguiente compromiso para defenderlo y mantener su estabilidad)”, propone la participación del poder militar en los futuros gobiernos civiles.
 
11/3/79, diario La Opinión, Buenos Aires:
- “La censura (todavía, afortunadamente, más potencial que efectiva)… no puede ser dejada en manos de funcionarios ineptos e iletrados ... Resulta innegable la necesidad de contar con algún tipo de protección legal contra los desbordes morales y sociales en el campo de la impresión, distribución y venta de libros”.
           
Septiembre 1979, “La generación literaria de los años `70”, serie Mesas Redondas, Cuadernos del Camino nº 3, Buenos Aires:
- “En el fondo lo que más nos molesta de la censura es que hace muy poco tiempo que está, si hiciera mucho tiempo ya nos habríamos acostumbrado.”
- “La censura del régimen zarista que facilitó la gestación de una de las obras novelísticas más grandes de todos los tiempos; la del régimen franquista, que posibilitó el surgimiento de poetas, de novelistas de enorme valor”.
- “Volvamos los ojos hacia el país, encontremos las cosas que no estén censuradas en nuestro país”.
 
Junio 1982, revista Plural nº 31, Buenos Aires:
La política de exterminio sistemático es caracterizada como “errónea e innecesaria” y  de una “temerosa y errátil política cultural”.
 
Agosto 1982, semanario Nueva Presencia, Buenos Aires:
“NP – Tengo un artículo suyo escrito en el diario La Opiniónque me deja cierta impresión de que usted ponía ciertas esperanzas en el gobierno militar.
LG – Me parece que usted está equivocado.
NP - ¿Me permite que se lo lea?
LG – Me acuerdo muy bien de ese artículo.
NP – “Aquí puede asomar el papel del gobierno en la administración de la cultura ... no resultó tan inquietante.
LG – Eso…
NP – La nota continúa….
LG – Yo le quería explicar este párrafo. En los tiempos en que apareció ese artículo, ese párrafo está dicho en forma condicional, significa lo que realmente sucedió. El lector que leía entrelíneas, se daba cuenta muy fácilmente de lo que se quería decir. ... estos artículos daban elementos de contrapeso. Como usted sabe, en estos años, los que intentábamos mantener una actitud democrática y antiautoritaria, debimos usar una cantidad de recursos dialécticos y retóricos para poder decir ciertas cosas”.
 
Septiembre 1982, revista Humor nº 90, Buenos Aires:
- “Y se presentó la transición a la democracia. Y como para demostrar la fragilidad de las ideologías, los mismos que habían creado las campañas de apoyo al Proceso y a la apertura económica, ahora se pusieron al servicio de la gran causa de recuperación institucional. Las ideas pasan, los negocios quedan. Y rápidamente se empezaron a publicar libros en los que se atacaba a los que eran de buen tono atacar, pero a los que sólo unos años atrás se había alabado hasta la náusea”.
- “¿Es posible que, en una guerra civil miles de argentinos de ambos bandos hayan muerto, es posible que otros miles de inocentes hayan desaparecido o muerto, es posible que otros argentinos hayan perdido la razón torturando a sus compatriotas?”
 
Mayo 1983, revista Humor nº 104, Buenos Aires:
- “Causa estremecimiento, es verdad, el enorme vacío intelectual del documento [de la Junta Militar sobre los desaparecidos] … la insondable fragilidad teórica del planteo del documento militar …
 
Junio 1983, revista Humor nº 106, Buenos Aires:
- “Algunos Mefistos se mimetizan con los colores de la democracia y otros directamente se adjudican el papel de acusadores”.
- “¿Cuál ha sido la culpa de cada uno de nosotros en el ascenso al poder de este triste
Proceso? …En principio todos fuimos cómplices... Después, unos fueron menos cómplices que otros”.
- “Debemos reunirnos ... contra el autoritarismo que anida en nosotros mismos, para que nunca más haya que negociar nuestras almas con los demonios del miedo, del dinero y del resentimiento”.
 




[1] Todas las citas han sido tomadas de la investigación de Laura Rossi (Klein): “Los intelectuales argentinos frente a la dictadura”, en revista Praxis nº 1, Buenos Aires, septiembre 1983, y de la de Ernesto Goldar, "Luis Gregorich: tu pasado te condena", en Caras y Caretas n. 2208, Buenos Aires, marzo 1984, pág. 14.
 
 
 
 
[2] Cuatro días más tarde declaraba Videla: “La Argentina ha demostrado con creces una real capacidad de organización y realización a través de equipos deportivos y técnicos en donde han primado la estabilidad y la coherencia. Podemos sentirnos verdaderamente orgullosos de haber cumplido” (La Opinión, 20/6/78).
[3] Cuatro días más tarde se hacía eco Videla: “Una Nación que, en la plenitud de su dignidad, se ha encontrado consigo misma.”: es toda una nación la que ha triunfado, es todo un pueblo el que debe asumir a partir de hoy su propio desafío” (La Opinión, 20/6/78).
[4] Cuatro días más tarde asintió Videla: “Una Argentina solidaria que quiere vivir una paz sellada en libertad” (La Opinión, 20/6/78).
[5] Cuatro días más tarde aprobó Videla: “Lo que yo destaco de este evento es que empezamos a tener fe en nosotros mismos” (La Opinión, 20/6/78).
[6] Cuatro días más tarde reafirmó Videla: “Que esta experiencia colectiva que hemos vivido nos enseñe a levantar esa Argentina definitivamente fraterna con la que soñamos”; “con esto somos capaces de hacer esto y mucho más” (La Opinión, 20/6/78).
 

domingo, agosto 16, 2015

GEO BOGZA: RECUERDOS DE POLONIA I

Gracias Jonio González


En Varsovia, una muchacha hablaba así:
si quieres acariciarme, yo no me opondría;
si quieres besarme, puedes hacerlo
te permitiría que me desnudes los senos.
Pero debes saber que a papá lo fusilaron los alemanes
y a un hermano mío lo quemaron en los hornos.
Si quieres acariciarme, yo no me opondría
pero debes saber que todos estos muertos
están en mí
y yo toda, toda soy de ceniza.
Bésame, pero que no te sepa amarga.
II
En Cracovia, una muchacha hablaba así:
si quieres puedes abrazarme
si quieres puedes acariciarme los senos
pero no me compres abalorios, nunca.
Tenía trece años cuando los alemanes
ahorcaron a mamá, de un árbol en la calle.
Si quieres podemos atravesar nadando el Vístula
pero no me digas que tengo el cuello blanco y bello
y no me compres abalorios, nunca.

*De “Orión”, UANL, Monterrey, México, 2010. Trad. del rumano de Omar Lara. 

viernes, agosto 14, 2015

Diego Gerzovich: Cita

Tres puertas
me esperan
guardan mi lugar
arriba en la habitación
cama vista al parque.
Tras la primera
renglones
tras la segunda
lápiz
la tercera es la vencida
libro.
Después de todo
descanso
y paso a lo mío
leer calla
escribir es copiar
cito
"tres puertas me esperan"
soy textual
no fallo
voy a su encuentro.

* Del libro: Consumo personal (Zindo & Gafuri, 2013)

domingo, agosto 09, 2015

Vanesa Cuello: Ojos abiertos a la noche---

esto es efímero
es etéreo.
un río
de aguas mustias
cercado
por cadenas.
apenas un espejo
de imágenes
 confusas
que reprimen
el deseo
de soplarte.

este espantoso aferrarse
a lo que perece
inevitablemente,
quema asusta
llena cántaros
de arena movediza
apagando el corazón
a medianoche.
temo tempestad.
 desequilibrio.
qué sensación extraña
desaparecer.

ante cada palabra
me trago, me perforo
me lamento.
sé que cuando
muero a solas
hay nudos
y no huecos
donde estirar
la mano.

nadie querrá
esta ausencia
solapada con palabras,
esta foto
en blanco y negro
donde me muerdo
los puños.
nadie
estas sogas
confundidas en el cuello
nadie
el movimiento pendular
de mi equilibrio.

esta calma rabiosa
muerde infinita
me tienta a tientas
me subleva;
sin embargo
abro los ojos
como máscaras de mí
que me delatan.
aspiro inspiro
me adorno el hambre
del abismo.
en el fondo sé
que el vértigo vigila.

cada palabra
me lleva a otra,
y a otra
y a otra más
insuficiente.
así comienza
la larga retahíla de
vacíos.
infectos anagramas
que me comen.

basta de mí.
basta de mi risa.
basta de mi rabia
monocorde.

vacío. golpe. vacío
así se llama
el silencio
cuando aturde.


la voz se arrulla
al oído para decirle;
“nadie puede cometer
un error y equivocarse”.

cómo digo
que hay lugares
que son
como almas
en pena
que deambulan
en la boca
y soy incapaz
de ver,
siquiera
de nombrar.

morder el aire
es como
querer tragarse
la propia
levedad.
parece ser que
uno
se come a pedacitos
cuando no puede
tragarse
por completo.


*Vanesa Cuello nació en 1971 en Capital Federal (Buenos Aires). Actualmente reside en Villa Mercedes, San Luis. Los poemas que transcribimos pertenecen a Lo que queda,  su primer libro (editorial de acá).

martes, agosto 04, 2015

Carmen Iriondo. Poemas de su libro El carro de las letras

El mundo era hace mucho nombres, apellidos, casas numeradas, esquinas. Conocía. Conocíamos el olor del último ladrillo y el color de la vereda tuya. Nuestra. Una nena pensaba al comenzar un viaje: ¿cómo puedo recordar un instante para toda mi vida entera? Pero no sabía aún la existencia de espías en las coronas funerarias. Y miró con fijeza desnuda la vista con sus pupilas láser de intención: una mujer subía a un colectivo, cada pierna se elevaba lentísimo, efecto de cine con sus várices salientes. Asociaba la nena un paseo por el delta, cotidianos meandros, penas, raíces en los bosques que acarician la superficie erosionada del suelo. Las piernas suben sólidas, parecen, nos parecen, fuertes y en una bolsa sobrelleva verdura que asoma por el borde raído de tela también verde en alegre verdor a la altura de su cadera gruesa y mullida. Detalles. El recuerdo de esas piernas reaseguran que estoy y seguís vivo.



Trato de explicármelo y reviso las plantas frente a mí para que me consuelen, ellas viven, te lo explico a vos, en el jardín pequeño de mi casa y despiertan desperezándose a distintos horarios. A veces alguna se desvanece por decepciones de primavera, otras veces, otra muere. Intento explicármelo y espero que la llovizna le haga el amor a su vecina con cuidado. ¿Por qué la madre humana abandona a su cría? Conozco a mis perras, mis ovejas, tus yeguas y sus leonas, ellas a veces se comen a sus hijos sin razón. ¿Comulgan? Soy una repetidora del efecto del habla, poeta loca, me gritan. ¿Yo poeta? Apenas deshilvano lo que cosí a la noche.



El avestruz esconde su negación bajo el ala torpe. No ve. Pero se desliza por el campo como se mueven los patinadores y salen de películas, de medios de hacernos creer, instantáneas. Patina digo, el avestruz, sin mover su parte superior como un buen bailarín; se desliza y supera enfermedades, cadáveres con vinchas de hambre, abandonos, agujas. Come de todo, no selecciona, come todo brote, todo zapato, no frena ni cierra su pico enardecido, patina, frena, come otra vez, piedritas, marlos de maíz, lombrices, saca la cabeza y mira. Miren al avestruz, está maquillado, los ojos se le rasgan por el viento costero. Fascina esa forma coreográfica con la que dispara al compás de un submundo. Suena, desde el centro cordial de la tierra imaginada y sus golpes.




La alegría es sin causa. No sé como decirlo sin mal agradecer, sin ser un perro que trae la sarna de un pasado contagioso; bañados que fueron por amos de generosidad rebosante, después, tan calientes quedaron que siguieron a una perrita de corto pelo rubio. "Ándeme yo caliente", decía Góngora, vos lo decías en voz baja. No sé cómo decirte ni hablar de un sentimiento que simula una ortiga plantada en la garganta.
No te quejes, me quejo, protesto por nada, existente lenguaje el de los tantos otros que van más cómodos con su carrocería de ombligos. Si me odio un rato todas las mañanas, te lo digo y me animo, se me va borrando esa neblina resto del color de la última pesadilla. No puedo obligarme a no soñar.



Escapar de la emoción. Coser las cintas de mis zapatillas de punta. Las hago mías esta noche que amenaza lúcida e insomne. Que me encierre el frío dentro de sus rejas. Para tachar la danza gestual que me asalta cuando espía. Para no explotar de amor ante un hijo que simplemente pasa por ahí, camina por mi paso. Rezo a los budas para inventarme una norma. Coser el raso y pincharme los dedos con el aguijón de ganas de bailar. Elásticos para encerrar un tobillo en apariencia vulnerable. Puntadas rítmicas, meditación y búsqueda en el horizonte imaginario. Línea de puntos. Una zapatilla, doler la presión de la madera sobre el dedo gordo, subirse a las puntas y sentir cómo se esconde el ruido real en un piso cansado al final del día.




Tengo que poder con la melancolía, modelar de barro una montaña hecha de tiempo, una montaña del color de las uvas moradas. Bailar pisándolas aquella danza macabra que las convierta en vino y paren de sangrar. Así, liviana, esa bebida oscura con gusto a tu madera me hará reír, pensar más leve y menear las caderas. Voy a teñirte con una capa de sangre carmín y vendrás a buscarme en tu caballo enorme. Miren, todos los tristes, cómo salto arriba de sus ancas, con la agilidad de un resorte humano. ¡Qué rápido se abrieron sus permisos! Los dioses me saludan cuando paso, ellos prefieren, ustedes bien lo saben, que estemos distraídos de goce o sentados en bancos de tragedia. Nunca tristes porque sí.




Carmen Iriondo  (Buenos Aires, Argentina). Es licenciada en psicología por la Universidad Nacional de Mar del Plata. Publicó Casa propia (1988); Rara vez (1995); La niña pandereta (1997); Por el miedo te digo (2000); Egle y suertes virgilianas (2002); Syl & Ted (2003); Animalitos del Cielo y del Infierno '(2004); Prosas de dormida (2005) Vuelo de fiebre (2007); Llamando al picaflor por el nombre de pila (2009). Seamos Nieve (2010) El rock de los limbos (2011); Syl & Ted en edición bilingüe con traducción al inglés de Rolando Costa Picazo (2011); Tilinga (2012); Animalitos del Cielo del Infierno y del Mar (2014), El carro de las letras (2015).

lunes, agosto 03, 2015

Anne Sexton: Furia de los ocasos

Traducción Jonio González 
 (extractado del blog Poeta Zen)


Algo
frío en el aire,
un aura de hielo
y flema.
Me he pasado el día construyendo
una vida y ahora
el sol se hunde
para destrozarla.
El horizonte sangra
y se chupa el pulgar.
El pequeño y rojo pulgar
desaparece de la vista.
Y me maravillo
de esta vida conmigo misma,
de este sueño que estoy viviendo.
Podría comerme el cielo
como si fuese una manzana
pero antes
prefiero preguntar a la primera estrella:
¿por qué estoy aquí?
¿por qué vivo en esta casa?
¿quién es el responsable?
¿eh?





Blog: Los Grandes de la Literatura Rioplatense

Desde este blog del amasijo recomendamos este blog, http://literaturarioplatense.blogspot.com.ar/, dedicado a Los Grandes de la Literatura Rioplatense. No se lo pierdan.

sábado, agosto 01, 2015

Lelé Santilli*: Antes que la palabra...



Antes que la palabra encrucijada
tuviera otro sentido,
era seguro el sitio del camino
por donde me iba, entraba al pueblo.
Un portón con un galpón al fondo
pudo ser escenario adecuado
para un hombre mayor con deseo
en su valija,
casi tanto como la hija de mi padre
que no fueran mis hermanas,
una mosquita
muerta viva.
Retenido en un rincón -hay olor
a aceite, a grasa de motores
mezclada con la tierra- se revela
en un punto
como esa luz acrisolada, cegadora
en donde pone el ojo
la criatura. Recuerdo
encubridor o encrucijada o nudo
al que regresan mis pasos
desandándose
sobre la propia huella, inadecuada.
Así, la sombra que se engrosa como mujer
niña del ojo
del amo o sanguijuela. Cuerpo sombrío,
que no dará a la luz partes salientes
ni hijos
ni sacará de sí la fuerza necesaria
para parirse, ni irá a París, ni será
para nadie.
A la par de su padre como una sombra
y de su madre como la otra
no nombrada. Encrucijada
y todas las versiones
de una misma, que no puede partir
la diferencia.

*Lelé Santilli: Nació en Armstrong, prov. de Santa Fe. Publicó el libro de poesía Seda terrestre (1992, Bajo La Luna. Rosario). Vivió en Buenos Aires, donde coordinó talleres de escritura. Ha escrito teatro y relatos. Vivió en San Francisco de California, Estados Unidos, reside actualmente en Santa Fe, Argentina.

*El poema que se transcribe pertenece al libro Seda terrestre.

Transpolar, ciclo de poesía: jornada de agosto


El 8 de agosto, en Transpolar, el ciclo de literatura+artes visuales+música, leerán sus poemas: Mónica Sifrim   --sus textos estarán acompañados por fotos artísticas de Daniel Dany Bohm-, Osvaldo Bossi, Vivian Lofiego, y Paula Jiménez España. 

Música: Julia Molinari. Curaduría: Fernando Gabriel Caniza 

Recuerden: Sábado 8 de agosto, a las 20 (puntual), en la librería-vinería Alamut Libros Dos J. L. Borges 1985, casi esquina Soler.