martes, febrero 05, 2008

Juana Castro*

Se descuelgan del techo y están
poniéndome perdido el aire.
El aire y la camisa.
No cesan de bajar y de asomarse
en toda la mañana.
Serán más de doscientas, un tropel
o un enjambre que baila,
que me baila en la cara y me cae en los hombros.
No puedo abrir el puño, se comen el estor
y ensucian el tapete
y me nublan la vista.

El color no lo sé, pero son malas.
Se ríen en mis narices. No me dejan dormir.

Ya he cazado muchísímas.


*Poeta española nacida en Villanueva de Córdoba en 1945. Es profesora especialista en Educación Infantil y miembro correspondiente de la Real Academia de Córdoba de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes. Colabora en diversos medios literarios. Ha obtenido importantes premios de poesía y narrativa, entre los que se destacan: Premio Juan Alcaide (1985), Premio Juan Ramón Jiménez (1989), XI Premio Carmen Conde (1994) y el Premio San Juan de la Cruz (2000). Recibió además el premio Carmen de Burgos por sus artículos periodísticos y los premios de Periodismo del Instituto de la Mujer en Madrid 1984 y Meridiana del Instituto Andaluz de la Mujer en 1998 por su trayectoria. El resto de su obra está contenida en «Cóncava mujer», Del dolor y las alas, Narcisia, Alta traición, Alada mía, Del color de los ríos, Los cuerpos oscuros, etcétera.
Publicar un comentario